16/05/2008

Envases y envoltorios de plástico


Envases y envoltorios de plástico
La historia del plástico esta relacionada directamente con el juego del billar. La conexión se inicia por una fábrica de billares donde las bolas se fabricaban de marfil. Así, los hermanos Smith Hyatt experimentaron varios años con el alcanfor sobre la piroxina, obteniendo un material que no podía modelarse pero si esculpirse, al igual que con el marfil; se siguió  con el desarrollo de este material por mucho tiempo, hasta convertirse en lo que ahora es en nuestros días. El diseñador necesita estar al corriente de las características de los diferentes envoltorios flexibles y de cómo se pueden exportar.
 

Celofanes:hechos de celulosa regenerada. Su utilidad básica es la de envolver y al aplicarle una cubierta de nitrato de celulosa se hace permeable a la humedad, aparte de que se cierra las dos hojas con calor. Tiene un brillo muy bueno lo que se usa para diseños de calidad; otra ventaja es que es transparente y se pueden imprimir motivas atractivos.

Plásticos:la mayoría de los nuevos productos y por el desarrollo en la tecnología y el diseño del embalaje, pertenecen al campo de los plásticos por su versatilidad a formas, usos (microondas) etc. Tratan de superar al vidrio y se hacen investigaciones para que no contaminen y que sean reciclables.
El plástico es el material que más se usa para embalaje, es ligero y puede moldearse en complicadas formas de muchos colores diferentes, aparte, de que se le puede apretar para hacer salir el contenido.
El plietileno de baja y alta densidad (LDPE y HDPE), polipropileno (PP) y el tereftalato de polietileno (PET) son plásticos relativamente baratos para el embalaje y se moldean fácilmente siendo muy atractivos, con un acabado brillante de alta calidad sobre el cual se puede imprimir hasta seis tintas.  El PVC se usa para bandejas, botellas, y también para aceite, jarabes y jugos de frutas entre otros, pero tienen el inconveniente de que se puede agrietar o partir cuando se cae.
En cuanto los procesos de producción para los materiales termoplásticos que son los que se funden para calentarlos existe el proceso llamado modelado por compresión.
Otro proceso es el de extrusión donde los plásticos reblandecidos son empujados a través de una hilera conformada para dar formas y envoltorios continuos.
En general, parea decir qué tipo de características se requieren en un plástico para cubrir las necesidades de cierto tipo de producto se deben tomar en cuenta por lo menos los siguientes puntos:
*transparencia
*resistencia al impacto
*rigidez
*impermeabilidad al vapor de oxígeno agua
*resistencia a agrietamientos
*punto de reblandecimiento
*facilidad de impresión
*olor
*aplicaciones: 

Impresión: Además del etiquetado existen muchos plásticos que se imprimen directamente. Para envoltorios de plástico la flexografía es la técnica principal y la más económica.
Para los envases en forma de botella, tarros con tubos flexibles, se necesita impresión en offset o flexografía.
Otra técnica para envases más rígidos es el estampado en seco, en el que una matiz a alta temperatura se coloca contra una hoja de oro o plata y se comprime con fuerza sobre el envase.
Como en todos los materiales, se requiere de ciertas regulaciones que deben cumplir para su aplicación, así como para cosméticos, alimentos, artículos de tocador son simples, pero, para envasado farmacéutico es bastante complicado. El motivo principal es que el fabricante del envase debe garantizar que los productos no sean afectados por los envases, lo que a veces resulta muy difícil.  
Habiendo visto que es en lo que se refiere a la forma, los plásticos ofrecen muchas ventajas, es necesario revisar algunos otros puntos como el color.
A los termoplásticos se aplica un pigmento, pero los termofijables tienen l limitante que sólo se fijan los colores obscuros.
Otra característica importante es el peso, la ligereza del plástico ahorra costos en transporte y aumenta la comodidad del consumidor, debido a esto, los aceites de motor y las bebidas han cambiado a envases de plástico en lugar de vidrio, por su resistencia al impacto y oxidación nula.
Por todo esto es esencial el conocimiento de los materiales para elevar tanto el valor del diseño como el de mercadotecnia. Sobre todo en artículos de belleza y cuidado donde el envase es el que vende la calidad y esto lleva al consumidor a creer en el producto.
El PET (Treftalato de polietileno) aumenta la resistencia de las botellas a la penetración del oxígeno y se ha utilizado sobretodo para bebidas alcohólicas, vinos, así como para agua mineral, dando brillo y transparencia muy buena, además, de que es casi irrompible.
El agua, por su poco gusto o sabor, es muy difícil de  envasar, pero por la demanda que tiene se ha logrado que los diseñadores industriales se las ingenien para elaborar mejores envases cada día.
En su parte ecológica no es un problema ya, pues ahora se puede separar sus partes y se puede volver a utilizar  en otros envases, excepto en alimentos. Además, la esterilización restingida para las latas de hojalata y envases de vidrio en ahora posible con plásticos de alta protección coextruidos o laminados. Op.cit.2
Los envoltorios de plásticos se hacen en los siguientes plásticos básicos:
LDPE    polietileno de baja densidad.
LLPDE polietileno lineal de baja densidad.
HDPE   polietileno de alta densidad.
PP         polipropileno .
PET      tereftalato de polietileno.
PVC     cloruro de polivinilo.
El que más competencia tiene con los envases de celulosa  es el polipropileno orientado para las galletas, alimentos, confitería, debido a su naturaleza impermeable cuando se cierra herméticamente, junto a su apariencia brillante y su facilidad de impresión.
Hay una tendencia mundial a la reducción de densidad del envoltorio. El resultado ha sido envoltorios más delgados y más fuertes; el objetivo es tener materiales y procesos más baratos.
Sin embargo, tienen  consecuencias para imprimirse por lo que el diseñador debe tener en cuenta lo que quiere.
Normalmente los envoltorios de plástico suelen cerrarse apretando con mordazas los extremos y fundiendo con calor las hojas al mismo tiempo; pero los contenidos como los bombones o chocolates no pueden llevar este proceso porque de lo contrario se derretirían, en este caso se logra un recubrimiento de cloruro de polivinilideno (PVdC) lo que permite sellar en frío a presión, aunque suele ser caro.
El polietileno representa el 30% de todo el plástico del mundo. Su uso más común son las bolsas de envasado y bolsas de tienda, su densidad afecta a ciertas cualidades como su rigidez, resistencia a baja temperatura, y resistencia a la rotura.
El diseñador debe conocer los tipos de plástico por su forma de comportarse  con productos distintos. Este plástico ofrece celofán rígido para evitar que se rompa cuando se envasa a alta velocidad, pero ofrece al mismo tiempo un celofán claro con una superficie brillante.
Para productos que se congelan emplean envolturas que trabajen a baja temperatura por lo que se debe saber exactamente cuál plástico necesita (acetato de vinilo-etileno EVA).  
El PVC se utiliza para envolver bandejas de alimentos frescos en el proceso de atmósfera modificada y los envoltorios de poliéster se usan para envases de bolsa dentro de caja y para recubrir alimentos de microondas.  
El diseñador gráfico deberá tener en cuanta las propiedades de materiales altamente complejos y las tecnologías de producción asegurándose que el material escogido es compatible con el producto, sobretodo con los alimentos.
Las bolsas de plásticos se hacen a partir de un tubo continuo, que es cerrado y cortado a intervalos; así como otros procesos que originan diferentes tipos de pliegues y bolsas. 
Las bolsas se fabrican y almacenan planas para transportar por lo que ocupan poco espacio. Las de polietileno se pueden decorar, son económicas, higiénicas y ocupan menos espacio.
Hay petacas calentables para alimentos y productos sanitarios que tienen la ventaja de que se pueden imprimir fotografías. Las petacas solubles en agua tienen productos químicos con cantidades exactas que ayudan a  los granjeros a no tener complicaciones midiendo productos que usan. 
Otro envase es el antiestático que sirve para componentes eléctricos y electrónicos. La electricidad estática es considerada un serio problema, se pierden grandes cantidades de productos por energía creadas por los transportes, clima, etc. Entre estos materiales se encuentran los rosados de almohadillas de burbujas de aire que absorben las descargas por los impactos mecánicos usuales. Son transparentes lo que permite que se vea el producto siendo ligeros y fáciles de cortar aunque resisten al desgarro. Otra característica importante es que el material es termosoldable.  
En cuanto a impresión se pueden imprimir los plásticos planos por cuatro tintas, a menudo espaciales que no se corren.

Envases de vidrio

El vidrio fue líder sólido, sin rival, para los alimentos y productos químicos y para almacenaje en general, hasta el siglo XVIII cuando se inventó el bote de hojalata. Se han encontrado restos de vidrio desde 7000 a.C. y la primera fábrica en el 1500 a.C. en Egipto. La razón porque los antiguos podían hacer fácilmente el vidrio residía en que los materiales que necesitaban (caliza, carbonato sódico y sílice o arena) los tenían en abundancia. Juntándolos se lograba un vidrio claro, fácil de moldear en caliente.

Proceso de fabricación

 El proceso de fabricación de los envases de vidrio comienza cuando las materias primas (arena, sosa, caliza, componentes secundarios y, cada vez en mayor medida, casco de vidrio procedente de los envases de vidrio reciclados) se funden a 1500ºC.
El vidrio obtenido, aún en estado fluido y a una temperatura de unos 900ºC, es distribuido a los moldes donde obtienen su forma definitiva.
Posteriormente, se traslada a una arca de recocido en la que, mediante un tratatamiento térmico, se eliminan tensiones internas y el envase de vidrio adquiere su grado definitivo de resistencia.
El vidrio es extraordinariamente fuerte, incluso, el envase más débil puede soportar peso de más de 100 kg aunque tiene poca resistencia al impacto y se rompe con facilidad si se cae. Es muy bueno porque protege al producto de la contaminación, es incoloro e insaboro, puede resistir altas temperaturas y ser colocado en el horno de microondas.
Al considerar el tipo de substituto para envasar el diseñador debe evaluar la apariencia del producto en relación con el envase. Así como determinar si se envasará en frío o caliente, ya que el vidrio se dilata y cambia de tamaño donde la propiedad química del contenido puede afectar al cierre.
Los ingredientes del vidrio (la sosa, la arena y la piedra caliza) se mezclan con pedacería de vidrio llamada cullet, la cual ayuda al mezclado; todo esto se introduce al horno.  La sosa forma junto con la arena un compuesto eutéctico de menor punto de fusión, la temperatura en el tanque será de entre 1480 y 1590 ºC.
 En el interior del horno se forman corrientes de gases ascendentes desprendidas de las reacciones de formación del vidrio, las que mezcladas se expanden uniformemente en el horno.
La densidad del vidrio a temperatura ambiente, va de 1.7 a 3.1 gr/cm3 dependiendo del tipo del vidrio.  La mezcla, ya completamente fundida, se convierte en pequeñas masas llamadas velas o cargas, que tienen diferentes formas antes de introducirse en el molde, donde se le dará por fin la forma al envase por medio de cualquiera de los dos procesos siguientes:
Proceso Soplo-Soplo
Este proceso se usa para la fabricación de frascos de boca angosta.
a)       La vela( ver ilustración) se deposita en el premolde para formar la corona.
b)      Se empuja el vidrio, forzándolo a llenar el premolde con aire a presión.
c)       Se alimenta la parte baja del premolde con aire a p0resión, para formar un hueco con la corona ya terminada.  En este proceso, la vela pasa a llamarse parison o preforma.
d)      Se toma el parison del cuello y se coloca en el molde final, formándose el cuerpo del envase; en este momento el vidrio aún muestra un color rojo. Se inyecta aire por la corona o boca, inflándolo hasta que el envase toma su forma final.
 Proceso Prensa-soplo
Este proceso, usado para los envases de boca ancha concite en los siguientes pasos:
a)       La vela se deposita en el premolde o bombillo para formar la corona.
b)      Se inyecta aire a presión por la parte alta del premolde empujando el vidrio hacia la cavidad que forma la corona.
c)       Con un pistón que surge de parte baja del premolde, se ocupa el espacio de la corona, a la vez que se forma el parison o preforma.
d)      Se coloca el parison en el molde final donde se inyecta aire por la base o corona inflando el parison y dando forma y cuerpo al envase.
 Posterior al moldeo, el envase es guiado hacia una banda metálica, la cual es deseable que esté caliente en algunas plantas, para evitar fracturas en los envases por el choque térmico.  A través de ella se inyecta aire para seguir enfriando el envase.
 Debe estar libre de grasa, ya que provoca choques térmicos.  El fuego que se le aplica es, en algunos casos rico en combustible para que impregne con humo o carbón la superficie de la banda en contacto con el fondo del envase, lo que evita los cheks o fracturas por el choque térmico.  De ahí se llevan a un horno para recocerlos; la cara interna deberá enfriarse a la misma velocidad que la cara exterior, para evitar tensiones moleculares que romperían el envase.

Recubrimientos
Con el fin de mejorar los envases, se someten a recubrimiento, el cual se efectúa antes y después del recocido.  Comúnmente se aplica por aspersión o vaporización.  Por lo general, la primera parte del tratamiento se realiza en caliente y puede ser por vaporización o goteo.  La segunda parte, un recubrimiento metálico, se aplica por vaporización o aspersión y no siempre necesita que se haya aplicado el tratamiento en caliente.
Una  de las funciones de los recubrimientos es evitar la fricción, para esto se usan aceites comestibles y polímeros.
Un tipo de recubrimiento es el polietileno cuya superficie también se puede oxidar para facilitar la adherencia de las etiquetas; otros recubrimientos son el polietilen-glicol y el estearato de poietilen-glicol, aunque no son permanentes.  Cualquier recubrimiento para alimentos o bebidas y similares debe ser aprobado por las autoridades sanitarias.

Tipos de Corona
 La boca o corona de un envase merece una mención especial ya que cada corona tiene sus características propias y usos muy especializados.  Hay dos tipos de envases, de boca ancha y de cuello angosto.
La corona más común es la de cuerda continua.  En la ilustración inferior pueden verse algunas coronas estándar.  Técnicamente se identifican en base a números, uno identifica la serie o tipo, y otro marca el diámetro de la corona.
Pigmentación
El coloreado del vidrio:Este puede escogerse por decoración o por protección del contenido como los vinos, o los disolventes fotográficos de la luz. Actualmente existe una nueva técnica de coloración del vidrio donde el color se aplica mediante una pistola de aerosol alrededor del vidrio, lo cual además refuerza al envase. Acabados: existen unos aerosoles en la actualidad con una variedad de compuestos que contienen titanio o estaño, los cuales endurecen la superficie del vidrio en diversos grados, pero todos ayudan a evitar que la botellas e rayen en exceso. El esmaltado se hace por medio de un compuesto químico que se mezcla mediante el calor de un horno a la superficie de las botellas. El esmalte comprime y endurece la botella.
El vidrio puede obtenerse en diversos colores según gustos o necesidades específicas, tanto para conservación del contenido, como elemento de diseño.  Los colores –de los cuales los más comunes son ámbar, verde y ópalo- se obtienen de la manera que se muestra en el recuadro dela derecha.
Como se mencionó anteriormente, los colores se usan en los envases, aparte de su función decorativa, como protección contra las radiaciones luminosas que pudieran dañar su contenido; el vidrio ámbar protege el contenido en un rango de longitud de onda de 2900 a 4500 milimicrones o angrostroms; el color humo filtra los rayos ultravioleta, y el color esmeralda e efectivo para el azul-violeta visible.

Resistencia

La resistencia de los envases de vidrio es realmente sorprendente en algunos casos.  Está determinada por los siguientes puntos: forma del envase, distribución de vidrio y grado de recocido.  Al tener algún defecto en su resistencia, pueden ocurrir distintos tipos de fractura: por impacto, por choque térmico o por presión interna; todas ellas originadas por una descompensación en las fuerzas de tensión interna
Las imperfecciones en los envases de vidrio no sólo provocan rupturas, sino muchas otras consecuencias, como defectos en las máquinas que las manejan, defectos de apariencia o reacción en el contenido.7

Cualidades del envase de vidrio

El envase de vidrio posee una serie de cualidades que le convierten en soporte ideal para todo tipo de alimentos: es inerte, aséptico, transparente, versátil, hermético, higiénico, indeformable, impermeable al paso de los gases, conserva aroma y sabor sin ceder nada al producto que contiene, añade prestigio e imagen al producto, reutilizable y reciclable.
Todas estas características han contribuido a que los consumidores le consideren como el envase más próximo al ideal.

Impresión de los Envases

Los  envases de vidrio se pueden imprimir con pigmentos que mezclados con el vidrio le dan a éste una coloración determinada; otros motivos son aplicados por inmersión, rociadas o serigrafía.  Las tintas deben ser resistentes a la abrasión y a los detergentes.

Etiquetado para vidrio
 
Es preciso tener en cuenta el tamaño y las formas de las etiquetas; la mejor forma para etiquetar es la cilíndrica, alisando la etiqueta a lo largo de la curva en un solo paso.
Las superficies esféricas y cóncavas son muy difíciles, ya que el papel se arruga con facilidad cuando se dobla en más de una dirección.
 
Tamaño o capacidad
 
Se da en la actualidad bastante libertad de elección de cantidades para envasar sus productos, aunque en algunos países como la gran bretaña, existe un acta sobre el tamaño obligado par la leche, el café, miel y mermeladas.
 
La versatilidad del vidrio
 
La facilidad del moldeado lo hace muy versátil, así como se pueden hacer botellas con grandes cuerpos pero con una asa mediana y un boca pequeña, se pueden hacer también frágiles ampolletas de productos farmacéuticos.
 
Otra ventaja es que los consumidores aprecian al vidrio par un segundo uso por lo que se adorna o agrega algo para darle otro uso. Es saludable en cuanto a la imagen que ofrece al público y de su producto, no se corrosiona, no se oxida, ni se pierde, se conserva atractivo al usarlo, es impermeable y se puede llegar con productos muy calientes o muy fríos.
 
Envases reutilizables y de un solo uso

La utilización de envases reutilizables o de un solo uso, es una estricta decisión de mercado. El envase de vidrio, dando muestras de una extraordinaria sensibilidad y capacidad de sintonizar con los problemas de la sociedad actual, ha desarrollado de manera óptima las dos opciones: la reutilizable y la de un solo uso.
Ambas se complementan y, en todo caso, se soportan en un proceso eficaz de reciclado.
Los envases de un solo uso son prácticos para aquellos productos con alto valor añadido y en los que el precio del envase no tiene una gran importancia frente al valor total, tales como productos de alta calidad, destinados a la exportación, etc.
Por lo que se refiere a los reutilizables, se usan especialmente para productos de consumo frecuente, en los que podría ponerse en marcha una logística de distribución descentralizada.
Desde ANFEVI siempre se ha defendido el principio de tanto reutilizable como sea posible, tanto de un solo uso como sea necesario.
 
Mercado de los envases de vidrio

El vidrio es el más universal de los envases, al no contar con contraindicación de uso alguna. Está presente en la práctica totalidad de los sectores y en algunos de ellos en exclusiva, aunque es la industria agroalimentaria a la que más estrechamente ligado se encuentra.
Dentro de esta industria, lidera de forma absoluta algunos segmentos como vino, cavas o cervezas, conviviendo con el resto de materiales en otros como refrescos, aguas, zumos o conservas.
Los puntos más importantes a revisar en el control de calidad de un envase de vidrio  son: imperfecciones en las bocas, diámetros o grosor de paredes, capacidad de derrame, resistencia del envase a roturas durante el llenado y lavado, choque térmico durante la esterilización y llenado en caliente o choque mecánico durante el manejo transporte.
 
Los envases de vidrio y el medio ambiente

A lo largo de su historia, el vidrio ha demostrado ser uno de los envases más respetuosos con el medio ambiente. No sólo por el hecho de ser 100% reciclable un número indeterminado de veces. Surge de materias primas abundantes en la naturaleza, mediante un proceso de extracción sencillo y no contaminante.
Posee unas características físico-químicas que le hacen no interferir con las propiedades de los productos que contiene. Por otra parte, su degradación química y su erosión física son muy lentas, no liberando sustancia alguna que pueda resultar perjudicial para el entorno. Además, para su fusión, se puede emplear cualquier tipo de energía.
Por todo ello, el vidrio es el envase ecológico por naturaleza.  

Reciclaje: en esta industria del reciclaje cuenta mucho, puede reducir en forma espectacular su factura energética y la preocupación por el medio ambiente que le da competencia sobre el ambiente del embalaje de plástico. Actualmente el uso de envases retornables hace considerar su aplicación ecológica, pues éstos deben ser capaces de soportar el repetido uso sin dañarse. Así el costo por viaje tienda-hogar debe ser poco estos se pueden usar hasta 30 veces teniendo un costo muy pequeño, la alternativa es reducir el peso y resistencia de la botella al mínimo requerido para un viaje. Por lo tanto, los envases no retornables tienen dos tercios de la resistencia del retornable.
 
 
 Exigencias legales o restricciones legales
Estas en general van relacionada con los pesos  y medida y el uso de las botellas como envase mensurables. Es una respuesta general e las normas locales de ventas de productos y exigencias de anidad y seguridad en el trajo, por ejemplo: el control del contenido de la botella, el envasado de tóxicos, y el embalaje de exportación son sólo algunos de ellos.
 
 
Usos del vidrio
Las botellas de PVC o PET no tienen la misma apariencia de frescura del vidrio, por lo que se han buscado diferentes presentaciones como l apariencia de marmoleado, el ponerle asa, o adaptador especial de verte, lo cual da sensación de comodidad o utilidad. También hace parecer al envase más lleno como en el caso de las mermeladas. Es útil para los cosméticos y licores caros ya que las caras planas hacen resaltar la imagen de alta calidad recordando al consumidor las joyas o el cristal.
Bebidas como cerveza y vinos, quesos de untar y patés, mermeladas, alimentos en general y en algunos artículos farmacéuticos son contenidos comunes de vidrio, aunque los últimos tienden a ser envasados en los plásticos y cartones. Aún así el vidrio es difícil de eliminar, sobre todo, del mercado de los cosméticos y perfumes.
 
 
Clasificación de los envases de vidrio
Envases de primera elaboración  

 
Capacidad hasta un litro o más; tienen el diámetro de la boca igual al del cuerpo.  Si la altura es menor que el diámetro se llaman potes.

Diseño para el envase de vidrio
Para el diseño de un envase de vidrio, se deben considerar factores tales como: 
1)       Forma, estética, estabilidad y funcionalidad en sus líneas.
2)       El tipo de corona o rosca que se usará, de acuerdo al uso que se le dará
3)       La relación del envase con el contenido.
 El vidrio tiene resistencia a la  comprensión y estabilidad en la línea de llenado por lo que se le puede dar cualquier forma  en el diseño, teniendo cuidado en la calidad de los moldes y en el proceso de fabricación.
Es preciso tener en cuenta el tamaño y la forma de las etiquetas.  La mejor superficie para las etiquetas es la cilíndrica, donde se puede alisar la etiqueta en el envase, ya que en una superficie esférica o cóncava, ésta se arrugaría.
El diseñador debe investigar las condiciones en que se usará el envase, con el fin de darle el diseño óptimo y funcional.
En los envases de vidrio es posible obtener una gran variedad de efectos, por ejemplo, dar la impresión de que el envase está lleno apretadamente con el producto.  
Las facetas en el envase, usadas especialmente en perfumes o cosméticos, hacen resaltar la imagen de alta calidad, recordando las joyas o el cristal.  
En el diseño de un envase debe tomarse muy en cuenta la ergonomía.  En este punto cabe mencionar que parte ciertos casos el diseño de una asa adicional hará más manejable un envase.
Otro factor importante a considerar son las dimensiones y condiciones del lugar de almacenaje.
El mayor peso del vidrio en relación a los plásticos hace sentir al consumidor que está recibiendo algo a cambio de su dinero, aunque esto aumenta el costo del flete.
El diseñador debe estar al corriente de la maquinaria que se usará para fabricar y llenar los envases de  vidrio. 
Puede que los cuellos de las botellas tengan que ser sujetados por la máquina durante el proceso de fabricación, por lo que se debe ser cuidadoso en el diseño para evitar que se rompan.
Para realizar la resistencia de las botellas, se acostumbra adornarlas con estrías o texturas, lo que evita roturas por impacto.  
La resistencia de la botella puede ser aumentada por el uso efectivo de la forma; por ejemplo, las formas esféricas son más resistentes, seguidas de las cilíndricas y las rectangulares.  Si se requiere de una botella rectangular, por la razón que sea, se puede incrementar la resistencia añadiéndole aristas o protuberancias en el centro de la botella.  
En realidad, la resistencia de la botella se incrementará casi un 50% con una buena aplicación de la forma.
La aplicación de gráficos puede ser con etiquetas o serigrafía.
Al considerar el tipo de substancia a envasar, el diseñador antes que nada debe obtener una muestra para evaluar la apariencia en relación con el envase.
La resistencia del vidrio no ofrece interacción con su contenido, la fragancias se mantienen intactas, no cambia el sabor, no cambia la apariencia, y es casi imposible la contaminación del contenido por contacto.
El vidrio es aprobado por la FDA (US Food and Drug Administration) para contacto con alimentos.  El vidrio es reciclable, lo que promoverá que los envases de este material se sigan usando por mucho tiempo.
La capacidad del tarro o botella se expresa por lo general como el volumen que el envase debe contener, no se debe llenar ni más arriba no más debajo de su altura de llenado; en algunos casos, por ley puede existir la exigencia de grabar su capacidad sobre la misma botella.  
En ocasiones no es posible diseñar una botella especial para cierto producto, pero los fabricantes tienen botellas genéricas, las que con una buena etiqueta pueden tener gran presencia de los anaqueles.
Los perfumes son muestras de los envases más sofisticados y llamativos.
Al diseñar un envase se debe tomar en cuenta la temperatura del producto al envasarse.  Posteriormente debe considerarse que el envase de vidrio sea capaz de resistir cambios de temperatura y presión en rangos adecuados.
La química del contenido puede afectar la forma de cerrado, ya que algunos tapones plásticos se deterioran por los ácidos, como el vinagre, y que la presión de las bebidas con gas puede botar el tapón.  Se suele dejar un espacio vacío entre el contenido y el tapón para permitir la expansión de los líquidos a cualquier temperatura.
Como la zona central del cuerpo es donde más se forman microfisuras por su exposición a roces, se engrosa el talón o el hombro de la botella, para así proteger la zona central.
 Una leve concavidad del fondo da más estabilidad, pero ninguna concavidad da más resistencia mecánica.
El espesor debe estar uniformemente distribuido, con suaves transiciones entre paredes, fondo, hombros y cuello.  Actualmente los valores que se aceptan en máquinas modernas son de 3 a 5 mm para envases retornables y de 2.2 a 2.5 mm para no retornables.
El color y los tratamientos superficiales deben resolverse en la etapa de diseño, tomando en cuenta los requerimientos del producto.
 El desarrollo y utilización de los programas de computadoras conocidos como programas de CAD, agilizan el trabajo de diseño y disminuyen la cantidad de prototipos y moldes usados.
En cuanto a las bocas, no existen ningún impedimento para tener cualquier tipo de cierre, ya que el vidrio brinda un cierre hermético que se puede abrir y volver a cerrar cuantas veces sea necesario, además de que permite la esterilización del producto.
Control de calidad
 El vidrio, por sus características particulares permite tener un gran control de calidad, siendo los puntos más comunes a revisar:

6.4 Envases metálicos
El general francés Napoleón Bonaparte ofreció 1200 francos en 1809, a la persona que pudiera conservar los alimentos para su ejército. Nicholas Appert reclamó la recompensa al comprobar que los alimentos envasados en recipientes de hojalata cerrados herméticamente y esterilizados hirviéndolos, eran la mejor opción. Así, las latas estériles de buey y zanahorias han constituido la dieta común de los soldados en todas partes. Op.cit.2
La lata de estaño está hecha más bien de hojalata formada por una delgada plancha de acero recubierta con una capa muy delgada de estaño comercialmente puro. El acero le da la resistencia mientras que al apariencia brillante y la resistencia a la corrosión se lo da el estaño. Para estar en la competencia se ha logrado bajar el peso de la lata hasta 5 veces.
 
Así el uso de la lata también ha cambiado por el tiempo, la mayoría sirve para envases herméticamente cerrados y esterilizados para alimentos y bebidas, también para aerosoles y del mismo tipo, otros para pinturas y barnices para fabricar tapones y cierres para tarros de vidrio de boca ancha.
 
Desde el punto de vista de mercadotecnia la lata es poco llamativa, tiene poco espacio para dar una imagen de calidad, aparte, el consumidor no ve estos productos enlatados como frescos y nutritivos, lo que no le ayuda a que se vea como un producto de calidad.
 
Enlatados:
-         verduras enlatadas
-         productos cárnicos
-         frutas enlatadas
-         postres
-         casi todos los productos

Envase especial

Se crea para un producto concreto o se adapta a partir de una forma existente, provisto de tapa, asas, cajas, o fundas exclusivas. 1
Actualmente las hojas metálicas están hechas de aluminio, que es más caro que el estaño, sin embargo, por sus cualidades los diseñadores la prefieren.
El aluminio es un metal ligero, duro y resistente, parte de que es buen conductor de electricidad y calor. Además, se comporta bien a baja temperaturas, resiste el tensado y el agrietamiento, y no es magnético, lo que ayuda a que se pueda reciclar.
Las hojas de estaño tienden a emplearse cuando se necesitan sus propiedades químicas, sin embargo, es muy caro lo que ha hecho disminuir su uso.
Uso mundial del aluminio:

Se usa para confitería y botanas, ya que es uno de los mejores medios de protección debido a que es casi impermeable a la humedad y el oxígeno. También se usa para embalajes, resulta ideal para exportación donde la corrosión es un problema importante aparte de que es muy atractivo y se puede imprimir fácilmente.
Otra característica es su capacidad de pliego que le permite moldearse casi cualquier forma.
El aluminio se ha usado conjuntamente con una capa especial de cierre al calor, lo que le permite usarse como tapas de productos de cartón o productos farmacéuticos, aparte, de que es fácil de retirar por medio de una pestaña.
Otras aplicaciones potenciales incluyen los alimentos y bebidas, aceites industriales ligeros y compuestos, limpiadores de grasa de las manos, para resistir ácidos y grasas necesita forzosamente un recubrimiento de cera o laca. Por otro lado, la hoja metálica protege al contenido de la luz del sol como a los  suministros sanitarios sensibles.
Sin embargo, el diseñador debe recordar que el aluminio es débil y se desgarra con facilidad en espesores pequeños, por lo que imprimir en éstos es muy difícil (envoltorio para chocolates).
Las hojas metálicas se imprimen por lo general en flexografía, pero si son muy grandes las cantidades es conveniente cambiar el proceso  por el de grabado. Debido a que la superficie es brillante, a menudo se usa base escogida por el diseñador para hacerlo más atractivo.
Existen los plásticos metalizados y una forma muy barata de hacer que los envoltorios de plástico parezcan metálicos es recubrirlos con partículas de metal vaporizado en una cámara de vacío.  Este proceso es llamado “metalizado”, donde el poliéster es el metal más usual para recubrimientos combinado con polietileno en bolsas como para café, por ejemplo. Éstas se pueden imprimir directamente y no se necesitan envases de cartón. El papel también puede metalizarse siendo únicamente necesario que esté lacado para darle una base a su superficie. Ejemplo: cigarrillos (costo menor).

Envases reciclables

La legislación promulgada de 1990 establece que <el envase se fabricará con materiales compatibles con el medio ambiente>, y que <se reduce en volumen  y peso a las dimensiones que se necesitan realmente para proteger y comercializar el producto>.
Los consumidores dividen los envases en tres categorías: botellas, papel y envases –incluyendo materiales como plástico, laminados y metálicos-.

Envase ecléctico

Analiza las emociones que intervienen al reaccionar ante las mezclas de artículos de moda, ante productos como jabón o efectos de escritorio que se presentan envueltos en una hoja de papel, atados con una cuerda tosca y metidos en una bolsa lacrada con un par de conchas marinas y un tapiz con aspecto de tea o con la vaina de una simiente. Op.cit.1
Envase flexible laminado
Actualmente miles de productos compiten para llamar la atención del público en las góndolas de comercios.
Al momento de la venta el envase se encuentra solo frente al consumidor, y es el encargado de decidir la compra.
Es el “vendedor silencioso”. De allí de elegir envases a la altura de las exigencias del mercado actual.
En este panorama el envase Flexible laminado ofrece las mejores alternativas, con grandes ventajas para el envasado de productos.
Características
Se trata de un envase realizado a partir de la combinación de dos materiales. Los mismos seleccionados especialmente de acuerdo a las características propias del producto a envasar, lo que permite contenerlo de manera óptima.
Los materiales combinables son: polietileno, polipropileno mono orientado, poliester, acetato, papel, lámina de aluminio, polipropileno biorientado el cual puede ser cristal, metalizado o perlado.
En caso de requerir alta impermeabilidad y barrera de oxígeno se utiliza el poliester saranizado.


Ventajas
Mayor protección del producto envasado. El envase puede ser sometido a un manipuleo más severo sin deteriorarse.
Conserva por más tiempo intactas las características del producto: sabor, aroma, calidad, etc. y retarda el vencimiento del mismo.
Minimiza la penetración de oxígeno, permitiendo el envasado al vacío.
Si el producto lo requiere, puede actuar como barrera al paso de la luz, a los aromas, a la humedad y a la grasa.
Impresión de alta calidad gráfica, inclusive fotografías, con protección indeleble.
Mayor protección a los datos como ser: marca, fecha de envasado, fecha de vencimiento, código de barras, peso neto, lista de ingredientes, información nutricional, etc.
El envase laminado como cualquiera de los otros productos se pueden entregar en bobinas, o pouchs (envase), siendo posible fabricar éstos últimos termosellables lo que facilita su soldadura con máquinas tradicionales.

Fuente: Guía Impresión